NEORRETRATO PORTÁTIL

Una inquietud que Gildo Medina explora al salir del soporte convencional es integrar el arte como parte del discurso de nuestro entorno cotidiano, a través de obras que podemos portar, piezas ergonómicas que dialogan con el mundo al no tratarse de piezas empotrables en un muro o una base, obras portables que cuentan historias y siguen el movimiento del cuerpo del coleccionista. Ya sea a través de palabras escondidas, de elementos simbólicos no tan fáciles de descifrar a simple vista, o de la superficie misma que él elige como soporte, algunas de estas son las de objetos utilitarios con los que convivimos en nuestro día a día en función de su uso: bolsos, zapatos o distintas prendas de vestir cuya naturaleza da nuevas lecturas a la obra de arte

Nuestra personalidad se transforma de acuerdo al ambiente en el que estamos, nuestro comportamiento y cómo nos relacionamos es diferente en la intimidad de un espacio familiar, que en uno público o ajeno; somos un paisaje social, que cambia con el contexto, al igual que las obras que conforman este núcleo del trabajo de Gildo Medina, también mutan en el andar del coleccionista que las porta, obras que salen al mundo a cerrar el ciclo de su mensaje con el contexto, volviendo al portador mismo una parte del discurso del neorretrato.

Start typing and press Enter to search

Shopping Cart

No hay productos en el carrito.